Rectores Universitarios reclaman un cambio de perspectiva al secretario de Educación

Entre el pedido del Gobierno de reducir gastos que para los titulares de casas de altos estudios son inversiones se concretó una nueva reunión del Consejo Interuniversitario Nacional, que ahora es presidido por Víctor Moriñigo y cuenta con representación de la UNRC en su Comité Ejecutivo.

General 10 de abril de 2024
UNIVERSIDAD

“El desfasaje a nivel de salarios” y “el deterioro del sistema científico” fueron temas tratados en el 91º plenario del Consejo Interuniversitario Nacional (CIN), donde quedaron claras una vez más las diferencias de criterio del secretario de Educación y los rectores.

Marisa Rovera, quien presidirá la comisión de Conectividad y Sistemas de Información del CIN, informó en diálogo con la 97.7 que los representantes de las 73 universidades nacionales que conforman el Consejo esperan “tener respuestas concretas del gobierno”.

El encuentro tuvo lugar en la bonaerense localidad de San Martín, contó con la presencia del secretario de Educación de la Nación, Carlos Torrendell, y el subsecretario de Políticas Universitarias, Alejandro Álvarez, así como con representantes estudiantiles y de trabajadores docentes y nodocentes. En su transcurso fueron elegidas las autoridades del CIN para la gestión 2024-2025: el rector de la Universidad Nacional de San Luis, Víctor Moriñigo, es el nuevo presidente del CIN, y su par de la Universidad Nacional de La Pampa, Oscar Alpa, el vicepresidente. El Comité Ejecutivo quedó conformado por las universidades nacionales de  General Sarmiento, La Plata, José C. Paz, Guillermo Brown, Mar del Plata, Cuyo, Río Negro, Entre Ríos, Nordeste, Misiones, Río Cuarto y Tecnológica.

El plenario acordó unánimemente convocar a una marcha nacional en defensa del sistema universitario público argentino para el martes 23 de abril y se aprobó una declaración que describe la situación actual.

Rovera hizo saber que ante el pedido hecho por el secretario de Educación de “austeridad en el escenario de crisis económica y social”, los rectores manifestaron que “no hay exceso de gasto” en las universidades sino “una diversidad de tareas que no se limitan solo a formar profesionales, si bien ésta es su columna vertebral”. Tal posición de Torrendell motivó expresiones “acaloradas” y “algunas interacciones poco felices” toda vez que “en las universidades se genera y transfiere conocimiento para llegar a los sectores más vulnerables”, como recordó la rectora de la UNRC. Varios titulares de casas de altos estudios “subieron el tono” por su malestar ante lo que es “tal vez una mirada reduccionista” del secretario de Educación de la Nación acerca de lo que significa el sistema universitario público.

“La posibilidad de crecer”, indicó la rectora, se funda en pilares tales como “educación pública, ciencia y tecnología”. “Más y mejor educación pública” es preciso tener “sobre todo en un país como el nuestro”, aseguró.

Voces de su presidente y de todo el CIN

“Cuando se nace pobre, estudiar es un acto de rebeldía enorme. No hay verdadera libertad sin educación”, manifestó Víctor Moriñigo, su flamante presidente, quien ponderó la “convivencia sana, madura y con respeto” del CIN desde su creación, el 20 de diciembre de 1985.

A continuación, el comunicado del Consejo emanado de su 91º plenario, organizado por la Universidad Nacional de San Martín:

“Convocamos a defender la educación pública, la ciencia y el sistema universitario nacional

Las rectoras y los rectores de las universidades públicas argentinas, reunidos en la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM), queremos manifestar con claridad que la situación económica financiera que atraviesa el sistema universitario público es grave y que necesita urgente respuesta por partes de los poderes del Estado nacional.

Las universidades nacionales hemos dialogado con distintos representantes de Poder Ejecutivo en estos primeros cien días de gobierno y planteamos en detalle la compleja situación del sistema. Hemos aprobado una declaración en febrero en la que expresábamos nuestra preocupación por la falta de acuerdos paritarias en desmedro del poder adquisitivo de nuestros trabajadores, por el deterioro del sistema científico, tecnológico y de innovación; las suspensión total de obras de infraestructura científica y universitaria en ejecución; la abrumadora falta de actualización de los gastos de funcionamiento y la no renovación del los sistemas nacionales de becas. Con solo nombrar esas dificultades que afrontamos podemos sintetizar la profundidad de la crisis. A ello sumamos nuestra preocupación por la eliminación del Fondo Nacional de Incentivo Docente (FONID).

La sociedad argentina tiene una alta valoración de sus universidades públicas a lo largo y a lo ancho del país, no solo por su tarea de formación de hombres, mujeres, diversidades y personas con discapacidad integras con alta capacidad profesional, sino también por su tarea en la construcción del conocimiento, por la transferencia al mundo de la producción y del trabajo, a la sociedad en general, por las tareas de extensión y la solidaridad con los sectores más postergados.

Hoy es necesario que la sociedad en general y la comunidad universitaria en particular nos acompañen en nuestro reclamo. Se trata de la defensa de la sociedad argentina en su conjunto, que sí quiere resolver sus problemas estructurales, debe priorizar la educación pública que nos iguala y hace libres, la formación universitaria de excelencia y la inversión en ciencia y tecnología y, consecuentemente, jerarquizar su asignación presupuestaria.

Defendemos el derecho de las y los jóvenes de acceder, según su deseo y vocación, a la educación pública superior de excelencia, no arancelada y con ingreso libre. Un sistema abierto que promueve la movilidad social y las transformaciones de nuestras comunidades, del que nuestras y nuestros graduados son su mejor expresión.

Reclamamos que cualquier acuerdo que se promueva a nivel nacional priorice como central la cuestión educativa.

Convocamos a una gran demostración nacional el próximo 23 de abril, a realizarse en la Ciudad de Buenos Aires, en defensa de la educación y del sistema universitario público argentino. En conjunto con las representaciones docentes, nodocente y estudiantiles. Toda la comunidad universitaria, toda la sociedad, porque el futuro está en juego. Todos los problemas que tenemos se resuelven con más educación.

Consejo Interuniversitario Nacional (CIN)
9 de abril de 2024”

 

DIRECCIÓN DE PRENSA Y DIFUSIÓN UNRC

[email protected]

 

Te puede interesar
Lo más visto

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email